Una sopa fria con toque aromático y aire del Sur

Ingredientes (para cuatro personas)

  • Un kilo de tomates maduros
  • Dos cebollas
  • Finas hierbas
  • Nata líquida
  • Rebanadas de pan frito
  • Aceite de oliva
  • Sal

Para el caldo

  • Tres puerros
  • Una cebolla
  • Dos zanahorias
  • Un diente de ajo
  • Litro y medio de agua
  • Sal

Elaboración

Preparamos el caldo cociendo sus ingredientes (tres puerros, una cebolla, dos zanahorias y un diente de ajo) en un litro y medio de agua con sal y colándolo posteriormente.

Rehogamos las cebollas en una cazuela con un poco de aceite, añadimos los tomates, pelados y troceados. Sazonamos y lo pochamos todo.

Agregamos el caldo de verdura hasta cubrir los tomates y también añadimos las finas hierbas (albahaca, hierbabuena y orégano, por ejemplo). Dejamos al fuego otra medio hora.

Posteriormente, pasamos por un colador (o chino si se prefiere que quede más fino) y añadimos un “chorrito” de nata líquida.

Para finalizar, dejamos enfriar en la nevera y acompañamos con las rebanadas de pan frito.