Un hábito muy saludable (sobre todo para nuestros huesos y musculos) a la hora de levantarse de la cama es:

Situarse de lado al borde de la cama doblando las rodillas, bajamos las piernas y al mismo tiempo eleve el tronco ayudándose con los brazos, quedando sentado/a. Posteriormente póngase de pie.

foto: theguarapotimes.files.wordpress.com