Este gran lago tuvo su origen hace 100.000 años en el Pleistoceno Superior en un glaciar con dos grandes lenguas de hielo. Tiene una superficie fluvial de más de 300 hectáreas con zonas de una profundidad de 53 m. Es el más grande de la Península y el mayor de origen glaciar de Europa. Su principal aporte de agua lo realiza el rio Tera. El lago tiene una isla natural y una artificial. Esta última fue idea del Conde de Benavente para levantar un pabellón de caza y recreo (actualmente no existen restos en la superficie ya que acabó en ruina). Como anécdota indicar que en una zona del lago, un vecino señalizó con un pato de cerámica una roca con la que colisionaba su embarcación cuando iba de pesca.

En el lago existen diferentes playas con sus zonas recreativas y servicios para que los visitantes puedan disfrutar de sus aguas.

En el margen del lago aún se puede observar el Balneario de Bouzas antiguo estableciendo de bienestar y salud con sus aguas sulfurosas, actualmente está abandonado.

Les recomiendo un viaje en el catamarán Helios Cousteau, se trata de una embarcación eólico-solar de la Estación Biológica Internacional, que realiza investigación en el mundo subacuático del lago. El viaje es muy entretenido y didáctico, especialmente para los niños. Un buzo muestra a través de una cámara de video el fondo del lago y se pueden ver restos arrastrados por la riada del año 1959.

Cerca del Lago podemos visitar el pueblo de Ribadelago, tanto el nuevo como el antiguo, que fue arrasado por una riada producida por la rotura de la presa de Vega de Tera.  En el Antiguo existe un monumento en memoria a los fallecidos ese día de 1959.

En el cercano pueblo de San Martín de Castañeda, se encuentra el antiguo Monasterio de Santa Maria, existen datos sobre este edificio desde el año 921, actualmente es de estilo románico, se puede visitar la iglesia y capillas, alguna de ellas con frescos en sus paredes. El edificio está reconvertido en centro de interpretación del Parque Natural, disponen de un museo etnográfico, audiovisual y paneles informativos sobre la geomorfología y la flora y fauna del entorno del lago. Aquí podemos comprar la entrada conjunta para visitar el Centro del Lobo Ibérico en Robledo y el otro centro de Interpretación y oficina de turismo del Parque en Galende.

Desde San Martin de Castañeda podemos acceder en coche por carretera de montaña hasta la Laguna de los Peces, en el trayecto podemos disfrutar de maravillosas vistas del lago y de la sierra. Con su característica flora de color rosa-violeta.

Los senderistas desde este punto tienen varias rutas para realizar, llegar a Peña Trevinca, Laguna de las Yeguas, cañones…

En distintas rutas de senderismo podemos ver la Laguna de Carros y la de Sotillo, realizar la ruta del Cañón del Rio Cárdena, Pico del Fraile, la Laguna Roya, la Laguna de Payón….sin olvidarse del Alto de San Juan o Peña Surrapia con su mirador natural. Yo recomiendo consultar las opciones del Parque Natural de Sanabria antes de desplazarse, son numerosas por todo el parque y las rutas surgen desde distintas localidades.