La Cueva de los Enebralejos y su conjunto de galerías, es una gran desconocida para el público en general.

La cueva fue redescubrierta en 1932, mientras se realizaba la perforación de un pozo en un terreno perteneciente al término de Prádena de la Sierra en la carretera N-110 en la provincia de Segovia. A lo largo de los años se han realizado diversas expediciones que han ido descubriendo sus galerías.

La longitud de la cueva es de 3.670 m y  su profundidad llega a los 13 m, es aconsejable llevar ropa de abrigo para la visita, incluso en verano.

En la cueva se pueden observar: estalactitas, estalagmitas, columnas, coladas y banderas de diversos colores y variadas formas que con ayuda de nuestra imaginación nos llevarán a un mundo mágico subterránero. Sus galerías se utilizaron como necrópolis durante años y se pueden ver pinturas y grabados realizados aproximadamente en 2.500AC.

Un atractivo más de la visita, es una recreación de un poblado prehistórico que representa la vida cotidiana de los hombres y mujeres que vivieron en esa época.

Tarifas:

Entrada General:  5,50€

Niños de 4 a 10 años y jubilados: 4,50€

Horarios:

Verano (Abril-Septiembre): Lunes Cerrado/ Martes a viernes 11:00 a 14:00 y 16:30 a 20:00/ Sabados, Domingos y Festivos Nacionales 11:00 a 14:00 y 16:00 a 21:00.

Invierno (Octubre-Marzo): Lunes Cerrado/ Martes a viernes-visitas únicas 13:00 y 17:00/ Sabados, Domingos y Festivos Nacionales 11:00 a 14:00 y 15:30 a 19:30.

Ubicación: Carretera N-110 (Segovia) a 1km de Prádena de la Sierra

 

P.Nuñez

foto: Juan Bielsa