Mi  último descubrimiento ya sido la ruta del Camino del Cid.

Es una ruta muy completa que describe los avatares del Cid durante su destierro, luchas y conquistas desde su Vivar del Cid natal (donde se encuentra la placa de la “Legua 0”) hasta la provincia de Alicante.

La ruta está muy bien señalizada y se puede realizar en coche o en moto, cicloturismo, BTT-MTB  o senderismo. Disponen de un página web muy explicativa donde aparte de la historia del Cid, indican los alojamientos y establecimientos concertados, los centros de sellado del salvoconducto, las rutas, topoguías, tracks…todo lo que se necesita para realizar y disfrutar de la ruta con seguridad, asi como descripciones de los pueblos de la ruta, sus características arquitectónicas y lugares de interés.

¿Qué es el salvoconducto?, es un documento que contempla toda la ruta de inicio a fin y que en los pueblos adheridos van sellando dándole un vistosidad relevante, ya que cada pueblo o villa tiene un sello identificativo con la característica más relevante de la localidad.

La ruta nos da a conocer una España poco conocida, pueblos, villas y localidades de mayor o menor relevancia en cuanto a número de habitantes, que nos descubren tesoros artísticos, culturales y naturales que nos dejaran sin palabras. La ruta discurre por las provincias de Burgos, Soria, Guadalajara, Zaragoza,Teruel, Castellón, Valencia y Alicante.

En el Camino del Cid  encontrarás ocho Patrimonios de la Humanidad de origen medieval, 39 pueblos declarados Conjunto Histórico y/o Artístico, atraviesa más de sesenta espacios naturales protegidos por la Red Natura 2000, se pueden ver más de doscientos castillos, atalayas o edificaciones defensivas.… y por supuesto disfrutar de una variada gastronomía que nos hará dudar de qué plato nos agrada en mayor medida. Todo ello podemos disfrutarlo en familia, siendo una manera didáctica de que nuestros hijos conozcan y recuerden la historia, cultura, costumbres y gastronomía de nuestro entorno.

No podemos olvidamos de la integración social y cultural con las gentes de las localidades que conforman el camino; nos hará retroceder en el tiempo y podremos comprobar cómo estas rutas han sido tan importantes durante la historia en la transmisión de cultura, costumbres y arte.

Muchos de los pueblos que podemos visitar tienen fiestas propias vinculadas a su historia celta o medieval y que son de gran importancia cultural en todo el mundo.

Esta Ruta del Camino del Cid ha sido un grato descubrimiento tanto por lo visto como por las vivencias que ahora forman parte de mí, todas ellas son grandes aportaciones a mi persona.

No dejen de consultar la página http://www.caminodelcid.org, descubrirán un mundo nuevo de experiencias muy gratificantes.

Una última recomendación… lean el Cantar del Mío Cid, así vivirán en primera persona las vivencias y avatares del Cid y de sus hombres cuando vayan realizando la ruta y visiten lugares contemplados en el poema.

Espero que la disfruten.

 

Post: Penélope Núñez

Fotografia: caminodelcid.org